Visitas

martes, 29 de enero de 2008

NO SOMOS NADA

Los alcahuetos estos de los medios de comunicación mendicantes, o lo que es lo mismo, aquellos que creen que los platos de lentejas se consiguen a base de dorar píldoras y amasar pelotas socialistas, cayan más de la cuenta, según conviene, y hablan más de la cuenta, según idem...
¿Saben ustedes que en la próxima reunión del G-8, para tratar asuntos referentes a la crisis económica de ámbito mundial, que se llevará a cabo en Londres y donde el Primer Ministro y anfitrión, Gordon Brown, ha invitado a otros ajenos a este selecto club del poder mundial, (véase al portugués Durao Barroso), no acudirá España?

¡Con qué bombo y platillo nos han contado que la economía española estaba mejor que la italiana, a los que supérabamos ya, y sin embargo, a esta cita que no es otra cosa que relacionar debidamente a nuestro país, no nos han dejado acudir. Y digo yo, si tan bien va España, ¿por qué los que están por detrás nuestra, acuden y nosotros no? Estará Francia, que dijo No a la Guerra pero luego no quiso saber nada de España. Estará Alemania, que tampoco apoyó a Bush, pero luego le dio la espalda a España, y no a EE.UU. ni a Gran Bretaña. Estará Italia, estará representada la Unión Europea, Canadá (que en época de Aznar pasó a la novena potencia mundial, porque nosotros fuimos la octava. Claro está, ya no) y cuantos han sabido hacer los deberes a tiempo.

Las relaciones internacionales españolas son las propias de países en vías de desarrollo. En Norteamérica no pueden ver a Zapatero; en el segundo país más rico, Alemania, gobierna el centro derecha y las relaciones no son, ni por asomo, como las que tuviéramos durante el anterior gobierno. Francia, más rica que nosotros, vecina y compañera de viaje en la lucha antiterrorista, gobernada por el centro derecha. En Italia, las coaliciones y pactos acercan más su política a los postulados del Partido Popular que a los socialistas, y para colmo, la FALACIA ZAPATERISTA, (..."hemos superado a Italia"...) se ha descubierto. Para ser más pobres que nosotros, bien que están entre los grandes.
Hace un par de semanas, claudicaba hasta el mismo Ministro de Exteriores; al participar en la presentación del informe "Los objetivos de España en su política exterior", elaborado por la Fundación Alternativas, el ministro reconoció que España tiene poca influencia en foros internacionales.

¿A quién tenemos de socio mundial? ¿Por qué criticamos tanto a Aznar, cuando bajo su Gobierno, en Estados Unidos nos oían? ¿Quién nos oye ahora? ¿Por qué ningún país elitista presta la más mínima atención al nuestro?

Pues porque a los descerebrados amigos de ETA, a los que mandan a la par que zETAp, les interesa más estrechar la mano de Marruecos (pseudo dictadura), Cuba (dictadura como una secuoya gigante de grande), Venezuela (pseudo dictadura en manos de un golpista) y demás pueblos de mala madre, cargados de asesinos y comunismos maniqueos, antes que arrimar a los españoles a la sombra del buen árbol.
Se destapa una nueva mentira; somos más que... NADIE.
Y griten No a la Guerra; pero háganlo también pidiendo No a ETA, NO a las dictaduras comunistas, No a la manipulación bolivariana, No a la crisis económica, No a la inflación axfisiante, No a las malas gestiones del Ministro Desatinos, NO A ZAPATERO, que no ha hecho nada bueno... Y por eso ahora, como ven en la foto de arriba (los amigotes de zETAp y lo que le queda a España de socios)...
NO SOMOS NADA

No hay comentarios: